Deberes o Conciliar

Deberes o Conciliar

Los deberes son una obligación para los padres que después de tener largas jornadas laborables,  se encuentran que tienen la responsabilidad de los resultados o fracasos que sus hijos tienen en los estudios.

Los padres ponemos todo lo que podemos, pero a veces no llegamos, porque no tenemos los conocimientos necesarios, creo que lo más importante es enseñarles a estudiar, organizarse y potenciar sus habilidades, y eso es difícil que se lo enseñen en el colegio.

Los deberes en exceso crea a los niños una responsabilidad que no tienen que asumir, cuando los profesores tienen la obligación de explicarle y utilizar las clases para enseñarles  a descubrir cosas nuevas que les motiven y llevar las clases y los estudios de una forma distinta y no como algo aburrido que cuando antes se acabe mejor.

Los profesores si se ganan la atención de los alumnos tienen mucho a su favor porque consiguen que estén atentos cuando se dirigen a ellos, si plantean temas de interés por lo novedoso y por la forma de explicarlo, llegando a  que estén atentos y se sientan que participan en las clases y no son uno más.

Hay que buscar momentos en que los niños están relajados, para en ese momento podemos platear temas distintos, intentar que las asignaturas que se les resisten busquemos formulas sencillas y diferentes de afrontarlo que vea que es fácil y si leemos los temas solamente pero sin estudiar entran mejor y haciendo un pequeño resumen.

Pero después de un esfuerzo realizado con los estudios hay que jugar y compartir cosas que para ellos sea importantes,  los deberes no ayudan a conciliar y son una obligación para padres e hijos, esto tiene que cambiar como concepto de la evolución educativa  y un claro avance de la Nueva Educación que esperamos que  venga antes que sea demasiado tarde.